Llevo una semana en un proceso de selección para lo que en mi sector se llama “empresa cárnica”, esto es una empresa que te contrata para que trabajes en otra. Esta fórmula es muy común, si yo tengo una empresa A y no quiero contratar a una persona porque no se cuanto tiempo va a durar el proyecto o no me sale rentable contratarlo, llamo a una empresa B que es la que contrata al trabajador y cede al trabajador a la empresa A. La empresa A le paga una pasta a la empresa B y esta a su vez le paga muy poquito al trabajador comparado con lo que la empresa A le paga a la B.

El nombre pijo de las “empresas cárnicas” es consultora y como filosofía digamos que esta “bien” en el sentido de que las consultoras deberían tener en sus filas personal muy cualificado que a las empresas normales no les saldría rentables tenerlos en nómina, pero que en momentos puntuales acuden a ellos para solventar problemas. Pero lamentáblemente la realidad no es esta. La realidad es que estas empresas son unos chupasangres que lo único que les interesa es hacer mercadeo de personas.

Es gracioso como ha transcurrido todo, primero me llamaron y me hicieron una minientrevista por teléfono, después fui a sus oficinas he hice una prueba técnica (que dicho sea de paso me salió como el culo), les dije que existía una probabilidad MUY alta de irme de la ciudad, ya fuese en el territorio nacional o al extranjero y que eso sería en los próximos dos meses, con lo que si les decía que si, en la otra empresa sólo estaría un mes (y eso con suerte). aún así qu erían contratarme. Hoy he ido a la otra empresa para que me entrevistaran y se ve que les he gustado, que se quedan conmigo (subidón de ego que te cagas), así que he quedado en contestar mañana a la empresa cárnica.

¿Y cual va a ser mi respuesta? Pues que no, esta empresa tiene siete trabajadores y dos de ellos son los directivos. En este mundo creo que en cuestiones laborales te puedes fiar de muy poca gente, todo el mundo te va a intentar vender la moto para que te quedes con ellos (aún así me la siguen dando con queso) y estos, aunque me han dado una sensación muy positiva no dejan de ser otra empresa cárnica que intenta crecer, aunque su filosofía no sea esa a largo plazo, pero ahora sí y eso ahora mismo no va conmigo (y espero que en un futuro a muy largo plazo también). Aunque con suerte en un tiempo creo mi empresa y estaré vendiendo motos como un loco. La vida es que da muchas vueltas.

Anuncios